Leaving Neverland nos deja la peor de las dudas

Y hace algunas semanas se estrenó en HBO el documental Leaving Neverland que tiene como protagonistas a dos jóvenes, Wade Robson y Jimmy Safechuck, quienes declaran haber sido abusados por Michael Jackson cuando eran niños. Son dos testimonios poderosos, llenos de momentos de extrema crudeza y que describen perfectamente el modus operandi de un depredador infantil (desde ganarse la confianza de la familia hasta la manipulación de la víctima para que nunca hable), razón más que suficiente para que todo padre preocupado por el bienestar de sus hijos vea esta producción.

El problema… El problema es que Leaving Neverland no llega a ser ese documental definitivo y concluyente que muchos dicen que es. Lamentablemente el director Dan Reed se centra en las declaraciones de los dos protagonistas y nunca va más allá, no presenta nueva evidencia ni nada que compruebe de manera irrefutable todo lo narrado. Queda entonces a merced del espectador decidir en qué creer. O piensas que todo es una mentira o aceptas que una de las figuras más importantes de la historia de la música era un monstruo.

Sea cual sea tu decisión, la más cruel de las dudas sigue ahí.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s